TANGO, EL GALGUITO ESPECIAL

Tango vivía en las calles de Hurlingham ya hacía por lo menos 2 años, según los vecinos. Probablemente haya sido un perro de carrera hasta que se fracturó la mano derecha, y en ese momento debe haber sido cuando fue abandonado. Aquella fractura soldó sola, bastante, torcida, y desde ese momento Tango vivió en la calle y era conocido por la gente del barrio como "el manco". Comía sobras, dormía donde podía, y sin dudas pasaba hambre y frío.

Tango fue atropellado el 9 de enero de 2017 y quedó postrado en el lugar; aunque alguien lo movió y lo puso sobre la vereda, estuvo tirado prácticamente sin asistencia hasta el jueves 12, que nosotros respondimos a un aviso de que el perito necesitaba ayuda y lo fuimos a buscar. Del lugar donde lo encontramos fuimos directamente a sacarle radiografías, de allí a ver a nuestra cirujana traumatóloga quien luego de evaluarlo nos dijo que lamentablemente Tango ya

no tenía posibilidades de recuperar la movilidad de sus patas traseras, que no había ninguna cirugía para hacer en ese momento, y también nos dijo que el perrito estaba muy grave y que lo teníamos que internar de inmediato. Así que de su consultorio nos fuimos directamente a la clínica donde quedó internado por los siguientes 13 días. Los primeros 6 días de su internación estuvo todo el tiempo al borde de la muerte. Nadie en la clínica creía que iba a salir adelante. Pero nosotros le teníamos toda la fe. Sabíamos que Tango quería vivir, pero que no lograba juntar las fuerzas para luchar. Además del trauma causado por el accidente, llegó con insuficiencia renal, anemia, una terrible infección, se le detectó Ehrlichiosis... En fin, tenía de todo. Recibió dos transfusiones de sangre y un cocktail de antibióticos y vitaminas. Suero las 24 hs al día. Mimos y cuidados de todo tipo. Le costó mucho empezar a comer. Hubo que ponerle una sonda nasogástrica para alimentarlo porque aunque tomaba mucha agua, rechazaba la comida sólida. Muy de a poco, el brillo de los ojos empezó a hacerse más notorio y Tanguito pudo empezar a dar batalla. Con mucha felicidad, el miércoles 25 de enero pudimos sacarlo de la clínica y lo llevamos a un hogar de tránsito, donde sigue viviendo al día de hoy.

Desde aquel momento, Tango mejoró un montón. Come bien, pide mimos, disfruta de paseos en su "Tango-móvil", traído de EEUU especialmente para él, toma sol, juega con otros perros y hace una vida casi normal.

Pero la vida no le da respiro y a mediado de julio 2017 se le detectó un tumor muy agresivo en la cavidad nasal. En el momento de escribir estas líneas, estamos a la espera del resultado de la biopsia del tumor para saber qué pronóstico tiene y qué tratamiento debe hacer.

Mientras tanto, necesitamos la ayuda de todos para poder seguir dándole a Tango todo lo que necesita. Hay algunos elementos que necesitamos en forma permanente, por ejemplo:

  • Pañales Pampers Pants tamaño G o XG (usa 2 por día, y no le sirven los pañales comunes; tienen que ser estos Pants, que son como calzoncillitos);

  • Toallitas húmedas de bebé (cualquier marca), óleo calcáreo y polvo de fécula;

  • Pomada Hipoglós;

  • Cápsulas de concentrado de arándano (preferentemente Blue King, de laboratorio Sidus, que son las que tienen mayor concentración pero pueden ser otras también; estas cápsulas ayudan a prevenir las infecciones urinarias);

  • Cápsulas de aceite de pescado (por su contenido de Omega 3, lo ayudan a luchar contra el tumor).

Además de estas cosas que usa todo el tiempo, tenemos muchos gastos de consultas veterinarias y estudios, por lo cual necesitamos donaciones de dinero. Ninguna donación es chica. Todo ayuda. Por favor, no dejen de donar por sentir que el aporte es poco. La idea es que mucha agente ayude con un poquito y que de esa forma, la carga se haga más llevadera para todos.

Queremos que Tango se convierta en el "embajador" de la no eutanasia a perritos con discapacidad motriz. Queremos que él le muestre al mundo que un perro, aunque sea grande de tamaño, aunque sea un galgo, puede tener una muy buena vida aunque no pueda caminar, siempre y cuando haya alguien que esté dispuesto a darle una oportunidad de vivir y los cuidados que necesite. 

POR FAVOR, AYUDANOS A DARLE A TANGO LA MEJOR VIDA QUE UN PERRO PUEDE TENER.

Sabemos que Tango es más feliz ahora que cuando corría carreras. Pero para poder darle todo lo que necesita,

y considerando que tenemos más de 50 perritos a cargo nuestro, necesitamos la colaboración de muchas personas solidarias y amantes de los animales.

¡Contamos con vos!

Para hacer una donación, clickeá sobre la foto de Tango a continuación:

© 2016 Fundación Viva la Vida por el Bienestar Animal

  • Facebook Social Icon